Ofrecen una finca de caza de 12 millones como indemnización por la destrucción de la cueva de Chaves (heraldo.es)

María José Villanueva / Huesca
Fuente: heraldo.es

Fimbas S. A., responsable civil subsidiaria, propone su finca de Bastarás como dación en pago ante la insolvencia del empresario Victorino Alonso. Dice que es su único activo pero no cubre ni la mitad de la indemnización a la que fue condenada.

Fimbas SA, responsable civil subsidiaria de los daños causados en el yacimiento neolítico de la cueva de Chaves, en el municipio de Casbas de Huesca, ha ofrecido al juzgado la finca de Bastarás como dación en pago para afrontar la indemnización de 25 millones de euros a la que fue condenada. La sociedad mercantil es propietaria de ese coto de caza, de unas 2.000 hectáreas, donde está la cueva y hay otros abrigos rupestres.

Fimbas ha remitido un escrito al Juzgado de lo Penal número 1 de Huesca, encargado de ejecutar la sentencia que condenó al empresario minero leonés Victorino Alonso por un delito contra el patrimonio histórico a dos años de prisión y al pago de la citada indemnización, de la que debe responder subsidiariamente la sociedad Fimbas. La relación entre ambos quedó clara en la sentencia: el empresario era administrador único de Maderas Bodelón, sociedad que a su vez tenía la mayoría de las acciones de Fimbas.

Nace la primera asociación de jóvenes cazadores aragoneses
Leer más

En el escrito, el representante legal de esta sociedad indica que está obligada al pago de la indemnización, “una vez confirmada la imposibilidad total o parcial de que el condenado en primer grado haga frente a la misma”. Se refiere a la “insolvencia parcial” de Alonso, al que solo se le ha podido embargar la parte legal de la pensión (17.538 euros durante los tres últimos años). Él dio la orden de meter una excavadora en la cueva de Chaves, donde había un yacimiento neolítico, para vaciarla de losas y sedimentos, con el fin de nivelar el suelo y poner comederos y abrevaderos para las cabras.

De esta forma, Fimbas informa al juez de su disposición a satisfacer la responsabilidad civil, “en la medida de su capacidad económica”, teniendo en cuenta la trascendencia que esto pueda tener de cara a la suspensión de la pena al condenado, es decir, para evitar su ingreso en prisión. Asegura que la finca es el único activo de la sociedad. También aclara que para hacer efectiva la dación en pago es necesario el consentimiento expreso del acreedor. El Gobierno de Aragón es el beneficiario de la indemnización por el delito contra el patrimonio.

Los terrenos de Bastarás, en Casbas de Huesca, están valorada en 12.665.639 euros, lo que solo cubriría el 49% de la indemnización, según una tasación de la propia mercantil, aportada en su día al juzgado, cuando se le requirieron los bienes susceptibles de ser embargados por las responsabilidades civiles del caso, en junio de 2016. En la relación de propiedades que dio figuran 80 subdivisiones. Una de ellas tiene 1.574 hectáreas y el resto van desde 3 hectáreas a 0,03. En total, 1.932 ha.

La abogada de la asociación de defensa del patrimonio (Apudepa), Pilar Villellas, que ejerció la acusación particular, cree que sería necesario hacer una valoración real de esta propiedad y sobre todo ha pedido al juzgado la protección de los tres abrigos rupestres situados enfrente de la cueva de Chaves.

La finca de Bastarás, situada en el Parque Natural de la Sierra de Guara, incluye el antiguo pueblo de Bastarás, actualmente recuperado. Ha sido coto de caza, pero se anuló por introducir ilegalmente una especie de cabra africana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s